Ventajas de las prótesis dentales sin metal

La elaboración de las prótesis dentales ha evolucionado a pasos agigantados en las últimas décadas. Las consecuencias de la pérdida de una o más piezas dentales se ha visto paliada con la colocación de implantes que se asemejan cada vez más a los dientes naturales tanto en la forma como en el color.

El material usado en las prótesis dentales que en la actualidad ofrece la mejor relación entre calidad y eficiencia es el zirconio. Este particular material está compuesto en parte de cerámica, pero trabajado de manera más sofisticada, permitiendo una mayor duración y contando con una prótesis dental sin metal.

Además, para las personas intolerantes a los metales, que no pueden usar implantes del tradicional titanio, son la solución perfecta. Las prótesis dentales sin metal, elaboradas de zirconio, tienen mucho menor incidencia de reacciones alérgicas.

Otro punto a favor del zirconio es que su superficie tiene menor contaminación bacteriana que los implantes de titanio, con mayor resistencia a la placa bacteriana. Además, hay que considerar la velocidad de su colocación, que permite que en las condiciones adecuadas la prótesis dental sin metal se pueda colocar en apenas 24 horas.

 

Más ventajas

Asimismo, las mejoras en las técnicas de colocación de implantes permiten que estos sean mucho mejores y menos invasivos. Además, el tiempo de recuperación se vuelve significativamente más corto.

La ventaja estética de los implantes sin metal también es un punto a favor de ellos. Su coloración es mucho más parecida al diente natural, contra los implantes de titanio que muestran partes metálicas imposibles de ocultar y disimular. No es lo mismo sonreir y que se vea que parte de nuestros dientes tienen metales que mostrar una sonrisa perfectamente natural.

La dificultad para sonreír de manera natural puede traer repercusiones incluso en la psique de las personas. También un implante inadecuado puede provocar cambios no sólo en la manera de masticar y deglutir, sino también al sonreír, hablar y gesticular.

 

Imagen cortesía de dentisalut.com, todos los derechos reservados.